jueves, 20 de octubre de 2016

Estas calas, aquellos amigos.Calo Des Moro Palma de Mallorca


Preciosa cala, preciosa... No sé que me pasa estos días, pero me quedo embelesada mirando el agua. Yo siempre he siso más de monte, de verde, de campo, de flores... de tierra, vamos. Pero es obvio que el ser humano tiene más agua en su cuerpo que ninguna otra cosa, el 70%. Yo creo que es razón suficiente, para que nos tire eso de los mares, lagos, ríos y demás enclaves acuíferos. Así que yo me dejo llevar, disfruto recreando mi vista. Hace tiempo, me dijo un amigo que le gustaba esta isla por sus calas. Mi amigo se fue un mes de vacaciones a la isla, yo me le quede mirando y le dije, a juzgar por esa barriga no solo te gustaron mucho las calas...Estuvimos un buen rato riéndonos. Hoy, al ver este lindo lugar, me vino a la cabeza mi estimado y ausente amigo. Que cosas la mente, dice un cantar de esta tierra...

yo me atrevo a caminar
por dos caminos a un tiempo
por uno va mi persona
por otro mi pensamiento 

...tu presencia es mi presencia...
María Rodríguez